domingo, 19 de abril de 2015

8 formas de ser infiel sin siquiera darte cuenta

1. CoquetearTener un poco de diversión "sana" en la oficina con un compañero no puede ser tan malo, ¿cierto? Después de todo, coquetear es divertido. Debes evitar este tipo de racionamiento como si fuera la peste. El coqueteo es peligroso.

2. Confiar demasiado en alguien del sexo opuesto.
Cuando expresas tus problemas y pensamientos más íntimos con alguien del sexo opuesto, te estás poniendo en una posición vulnerable.

3. Pasar tiempo a solas con otra persona.
Lo que parece ser un inocente almuerzo con alguien del sexo opuesto, o ir a su casa para conversar, aprovechando que su flac@ no está, está definitivamente en la categoría de comportamiento de un infiel.

4. Hablar mal de tu pareja.
Un amigo de verdad no habla mal de su amigo con otros. Tu cónyuge es tu mejor amigo y es la última persona de la que tienes que hablar negativamente.

5. Conversar por Internet con alguien del sexo opuesto.
Si piensas que esto es inofensivo, te equivocas. Puede comenzar de esta manera, pero a largo plazo terminará muy diferente. Muchas personas han participado en lo que ellos consideraban conversaciones inocentes con amigos, ex novios del pasado o incluso con extraños.

6. Vestirte para atraer la atención de alguien que no sea tu pareja.
Si un día te sorprendes a ti misma arreglándote o vistiéndote de manera provocativa para llamar la atención o quedar bien con otra persona que no sea tu flaco, detente, este es uno de los primeros pasos peligrosos que te acercan a cometer una infidelidad.

7. Escribir notas íntimas, personales y/o cartas a otra persona.
Si tienes que mandar notas o cartas de ámbito personal o íntimo, asegúrate de hacerlo sólo con tu pareja, así evitarás cualquier malentendido en cuanto a tus intenciones.

8. No ser una compañía en la intimidad.
Serle fiel a tu pareja también significa que disfrutarán juntos de la parte íntima de su relación. La intimidad en la pareja es una parte importante para mantener el amor fuerte y constante.

Comprueba tú mismo tu nivel de fidelidad al repasar estos puntos y asegúrate de que estás siendo cien por ciento fiel. Al cumplir con estos consejos, de seguro, tú y tu pareja disfrutarán de una relación feliz y plena.